No siento nada – Liv Strömquist

Esta obra genial y éxito de ventas de Liv Strömquist plantea si es posible el amor. Lo hace desde un punto de vista humorístico que combina filosofía, mitología, literatura y cultura pop. En un ensayo relatado en forma de novela gráfica analiza las complejidades de las relaciones de pareja, especialmente las heterosexuales, en el siglo XXI a través de la mirada de filósofos como Kierkegaard, Eva Illouz o Erich Fromm y, basándose en canciones de Beyoncé o en las distintas relaciones sentimentales de Leonardo DiCaprio, explica comportamientos modernos y situaciones con las que los lectores (y quizá sobre todo las lectoras) se sienten identificadas.

De hecho, el libro arranca analizando las últimas relaciones de DiCaprio, que parece haber elegido a sus parejas con escuadra y cartabón: una chica joven, de profesión modelo y con la que tiene relaciones que duran un máximo de dos años y que encadena una detrás de otra. «Leonardo DiCaprio es como una placa de cocina tibia que nunca acaba de hacer hervir el agua. Uno puede poner la mano encima de la placa sin quemarse. ¡¡¡Y no pasa absolutamente nada!!! ¡¡¡No tiene nada de malo!!! Solo que, pues, no siente demasiado, no siente nada». Este es el punto de partida y la tesis principal del libro: el amor masculino se manifiesta como desapego (hacerse el duro, pasar de todo, tapar sentimientos enganchando relaciones consecutivas) y parece estar definiendo la nueva forma de tener una relación: lo suficientemente interesante para no estar solo y lo suficientemente superficial para evitar la vulnerabilidad, el conflicto y, sobre todo, la terrorífica idea de sentir algo.

No siento nada es un libro que conecta con una generación en la que ya no existen los esquemas del matrimonio tradicional para toda la vida, matrimonios tras los que se ocultaban un gran desencanto y frustración, roles de género inamovibles o presión social. La idealización de esa vida ha sido sustituida por el análisis psicológico y el feminismo, que han cribado la idea del amor para bajarla a la tierra, diseccionarla, entenderla y ¿por qué no? dinamitarla. Pero, ¿es posible que siga habiendo algo trascendental en el amor que se nos escapa, que no conseguimos procesar racionalmente? Siguiendo a Byung – Chul Han, autor muy citado en este libro que hace una crítica a la era capitalista de la hiperproductividad, hoy en día consumimos una relación detrás de otra, incapaces de ver al otro y sustituyéndolo por una proyección de nuestro propio yo.

Entonces vuelve la pregunta cursi pero necesaria: ¿es posible aún creer en el amor? Para dar respuesta a esta duda existencial, Strömquist hace lo que, en realidad, se ha hecho desde siempre: volver la mirada a lo que dicen los demás. Solo que en este divertido ensayo pone en relación a Zizek con el reality show británico Casados a primera vista y consigue explicar las principales teorías en torno al amor que existen, con sus contradicciones, luces y sombras, desde una mirada actual y libre de prejuicios. Parece que desde una perspectiva feminista, las relaciones de pareja son casi imposibles y en algunos momentos la autora pinta un panorama bastante desolador, donde los roles tradicionalmente masculinos parecen empezar a asumirlos la mujer y simplemente hay una inversión de papeles o donde la individualidad parece la única solución.

Strömquist finalmente rompe una lanza a favor del cuidado de la pareja, de la responsabilidad afectiva y, parafraseando un poema de Hilda Doolittle, defiende el amor como una especie de fe. Esta obra es interesante, fresca, esperanzadora y recomendada para todas aquellas personas que quieran entender la parte sociológica de las relaciones de pareja hoy.

Marina Pereda

portada del libro No siento nada de Liv Strömquist

Sobre la autora

Nacida en 1978 en Lund, Liv Strömquist es historietista, periodista de televisión y presentadora de radio. Tras graduarse en ciencias políticas, se dedicó a temas sociales y, en particular, a la situación de la mujer, los problemas de los países en desarrollo y las políticas de inmigración. Sus cómics Los sentimientos del Príncipe Carlos y El origen del mundo también se han adaptado al teatro. El Fruto Prohibido es el primero de sus libros traducidos al español y está editado también por Reservoir Books.

Datos del libro

Título: No siento nada

Autora: Liv Strömquist

Editorial: Reservoir Books

Páginas: 171

Idioma: Sueco

Traducción al castellano: Alba Pagán

Deja una respuesta

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: